Mes de Febrero

DSC_0620

LIBROS LITÚRGICOS: MISAL, EVANGELIARIO Y EPISTOLARIO

Se llaman Libros Litúrgicos a los que contienen las preces y ceremonias determinadas por la Iglesia Católica para la administración de los Sacramentos, celebración de la Misa y ejercicio de las demás funciones sagradas. El Misal Romano (libro del altar, oracional o libro del celebrante): es el libro oficial según el cual la Iglesia celebra la Eucaristía, conteniendo las oraciones de la Misa. Tras el Vaticano II, queda el misal como libro del altar para oraciones y anáforas, el libro de la sede para las oraciones de inicio y de acción de gracias, y los leccionarios y el evangeliario para el ambón. El misal se colocaba sobre un cojín o sobre un atril, para facilitar la lectura y proteger las ricas encuadernaciones. Un plan de altar bien dotado contaba con dos atriles, e incluso con dos misales. El nuevo Misal Romano fue aprobado el 30 de noviembre de 1970. Evangeliario: Libros que contienen aquellas partes de los Evangelios que se leen durante la Misa o en oficios públicos de Iglesia. Actualmente se saca momentos antes de la celebración y se recoge a su finalización. Antes del comienzo de la misa se lleva en procesión y se entroniza en el centro del altar. Entonces, el celebrante besa el altar y el evangeliario. Epistolario (Cartas): Libros que recogen las cartas escritas por algunos apóstoles destinadas a las comunidades cristianas primitivas. Las tradicionalmente atribuidas a Pablo de Tarso se conocen como “epístolas paulinas” y el resto con el nombre genérico de “epístolas católicas” (es decir, “universales” o “generales”). En el Patio del museo podemos contemplar cinco bellísimos ejemplares de libros Litúrgicos, destacando: El Missale Romanum, 1759, del Excmo. Cabildo de la Catedral (Ciudad Real). Impreso por la Real Compañía de Impresores y Libreros del Reino “Typis Societatis”. Consta de 461 páginas, en papel, con pastas de madera forradas en  terciopelo rojo, y adornos de plata en las tapas. En el centro Escudo Episcopal, en plata. En los remaches de plata aparecen tres cuños: Vargas; Escudo coronado con oso y madroño/4; Castillo/3. Platero (Manuel Timoteo Vargas Machuca) Epistolario, 1790, del Excmo. Cabildo de la Catedral (Ciudad Real). Impreso por la Real Compañía de Impresores y Libreros del Reino, en la Tipografía de Benedicto Cano. Con pastas de madera forradas de terciopelo rojo, con adornos de plata en las tapas fabricados por Antonio José Pérez, platero, cordobés. Misal Romano, 1768, de la Parroquia de Viso del Marqués (Ciudad Real).  Tiene las pastas de madera forradas por terciopelo rojo, con decoraciones en plata. Representa a la Asunción, la Virgen en el centro rodeada de nubes, a ambos lados dos querubines. El conjunto central se enmarca con  figuraciones vegetales y florales (tornapuntas y rocallas). También del Viso del Marqués: Un Epistolario y un Evangeliario, 1731, forrados en terciopelo rojo, con cantoneras de plata de motivos vegetales muy estilizados y un medallón liso en la tapa superior.

Mensaje

«Con esta fe creemos que en escritura y palabra Divina, lo que la Iglesia nos enseña como tal, y, aunque es hablada por boca de hombres, la creemos por palabra de Dios» (San Juan de Ávila  cp. 44, 43301 s.s.)

***

Texto y Foto: : Ana María Fernández Rivero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s